Porristas de San Fernando Reciben Aplausos (y Dinero) de Ex Alumnos

Las porristas de la secundaria San Fernando regresaron al pasado para el reciente partido de “homecoming” (bienvenida) en contra de Canoga Park.

Ex alumnas de entre 1979 y 2004 despolvaron sus atuendos y porras y se unieron al equipo de porristas actual para ayudar a su equipo y entretener a los asistentes al partido del viernes 23 de Octubre.

Pero los asistentes dieron más que aplausos a estas porristas. También donaron dinero para ayudar al equipo de porristas.

La idea vino de Dyann Dominguez, quien se graduó de San Fernando en 1988, y quien no solo quería ayudar financieramente al equipo, pero también revivir el espíritu escolar.

“Soy parte de la junta de ex alumnos de la secundaria San Fernando”, dijo Dominguez, quien fue porrista y también se puso el disfraz de la mascota de los Tigers. “Creo que los chicos deberían tener oportunidades y el dinero no debería interponerse. Tengo un grupo de buenos amigos y queríamos recaudar fondos. Tuvimos una gran experiencia como porristas, miembros de la banda. Creíamos que sería bonito dar de esa manera”.

Dominguez también esparció la idea en las redes sociales para ver quién estaba interesada en apoyar.  Ella le pidió a cada participante que donara $30, $7 de los cuales fueron al fondo general de la escuela, $8.88 a la compra de camisas para el partido, y el restante para ayudar a las porristas.

La respuesta llegó de personas que ahora viven en Big Bear, Culver City, Palmdale y San Diego, así como residentes del área local. Unas 25 mujeres también se unieron a Dominguez para entretener durante el partido.

Lillianna Jaurequi, de 53 años, quien tiene un estudio de Zumba en San Fernando, dijo que estaba feliz de ayudar. “Mis compañeros de clase en 1979 y 1980 me decían que lo hiciéramos por las chicas. Fue por una buena causa y queríamos regresar el espíritu estudiantil”.

Otra ex porrista de San Fernando, Rina Orduo Calderón, de 53 años y residente de Pacoima, agregó que “cada año invitan a los ex alumnos y normalmente los participantes no son de mucho tiempo atrás. Pero este año la participación bajó y alguien sugirió nuestra reunión como una forma de recaudar dinero”.

Algunas mujeres empezaron a practicar sus rutinas y pasos de baile en la iglesia Mission City de San Fernando el 26 de Septiembre. Otras se les unieron una semana antes del partido. Después de sobrellevar algunos dolores musculares, los movimientos y las rutinas que las mujeres hicieron en la década de los 80 y 90 empezaron a regresar y a sentirse naturales de nuevo.

“Después de cuatro-cinco veces, lo teníamos hecho”, dijo Jaurequi. “No podíamos creer que recordáramos las porras de hace 25 años”.

“Cuando empezamos a recordar todo, se volvió divertido. Si te equivocas, está bien. Vamos a ir a entretener a los asistentes. Aún cuando éramos jóvenes cometíamos errores. Pero queríamos mostrar [a las porristas actuales] cómo hacer mover las cosas”.

Las mujeres también practicaron algunas de las coreografías que realizan las porristas de 2015 al compás de la canción “Uptown Funk”, que ambos grupos presentaron durante el partido. En total, prepararon nueve porras y dos rutinas de baile.

El viernes, vestidas en pantalones negros de yoga y camisas negras que leían “Once A Tiger, Always a Tiger: SFH Alumni Spirit Team”, 22 mujeres ex porristas salieron a la cancha con las porristas actuales para bailar y entretener a la concurrencia. Y la respuesta de los fanáticos fue estupenda.

“Recibimos tantos aplausos”, dijo Calderón. “Escuché a gente decir ‘ustedes todavía lo pueden hacer’ y que teníamos tanta energía”.

Pero pasó lo inesperado: un apagón eléctrico en el estadio justo antes de las festividades del medio tiempo. Aunque se logró coronar a un rey y reina del “homecoming”, el final del partido se pospuso para el lunes 26 de Octubre.

Un total de 16 de las 22 ex porristas que se registraron para tomar parte en el partido regresaron para el encuentro de este pasado lunes.

Desafortunadamente para los Tigers y sus fanáticos, Canoga Park terminó ganando 15-14. Pero el debut de las ex porristas fue un éxito — tanto que Dominguez quiere que sea algo anual en el partido de “homecoming”.

Esto continuará siendo una forma de recaudar fondos para las porristas.

“Tienes que mantener en alto el espíritu”, dijo Dominguez. “Queríamos regresar el espíritu a la escuela. Esta es una secundaria con una gran historia. Si estás orgulloso de donde perteneces, haces las cosas mejor en la escuela”.    

Calderón dijo que estaba feliz de volver a hacerlo, pero agregó que primero se pondría en forma.

“No puedo mentir, mis rodillas me dolían [al siguiente día]”, dijo ella.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *