AP

Venezuela busca volver a la normalidad tras saqueos

CIUDAD BOLIVAR, Venezuela (AP) — Mientras centenares de personas se aglomeraban a las puertas de los pocos supermercados que lograron sobrevivir a los masivos saqueos del fin de semana, la localidad venezolana de Ciudad Bolívar intentaba el lunes volver a la normalidad.

Decenas de comercios destrozados y desvalijados, calles repletas de restos de basura, escombros y motocicletas quemadas, eran los vestigios de las violentas protestas en la capital del estado minero de Bolívar.

A pesar de que las calles de la ciudad, de unos 700.000 habitantes, fueron tomadas desde la víspera por centenares de policías y militares, hasta cerca del mediodía del lunes todos los comercios permanecían cerrados por temor a nuevos saqueos.

Austerio González, presidente de la Cámara de Comercio e Industria de Ciudad Bolívar, afirmó que entre los comerciantes aún hay mucho temor, y que están a la espera de que las autoridades garanticen las condiciones de seguridad para abrir sus locales.

González dijo a The Associated Press que la mayor preocupación del sector, además de las millonarias pérdidas por los destrozos, es que 80% de los comercios que vendían alimentos fueron saqueados, y que en los pocos que quedaron en pie, cientos de personas se formaron desde temprano a sus puertas a la espera de que abran.

De acuerdo con estimaciones del sector empresarial, más de 350 comercios fueron saqueados en Ciudad Bolívar entre el viernes y el domingo, y otros 200 en unas siete localidades surorientales. Los disturbios dejaron un saldo de varias decenas de heridos y cuatro fallecidos.

Entre los locales saqueados hubo supermercados, licorerías, ferreterías, agencias de vehículos y expendios de neumáticos y repuestos de autos.

El dirigente empresarial dijo que están en conversaciones con las autoridades regionales para habilitar centros especiales de acopio y reducir las aglomeraciones en los establecimientos que quedaron en pie.

El gobernador de Bolívar, general retirado Francisco Rangel Gómez, dijo la víspera que 3.200 policías fueron enviados a las calles para asegurar el orden esa región.

González confirmó que al final del domingo llegaron a Ciudad Bolívar, unos 500 kilómetros al sureste de Caracas, otros 700 guardias nacionales para reforzar las labores de vigilancia.

A raíz de la eliminación el 16 de diciembre de los billetes de 100 bolívares, los de mayor denominación, se desataron protestas en varios puntos del país en rechazo a la medida anunciada por el presidente Nicolás Maduro para combatir lo que dijo era contrabando de papel moneda hacia Colombia.

El sábado, Maduro sorprendió a los venezolanos al anunciar que extendería hasta el 2 de enero la vigencia del referido billete y denunció que los tres aviones que iban a transportar un lote de nuevo papel moneda hasta Venezuela fueron “víctimas de un sabotaje”.

Asimismo, el mandatario extendió hasta el 2 de enero el cierre de las fronteras con Colombia y Brasil que había dispuesto a comienzos de la semana pasada.

El presidente colombiano Juan Manuel Santos dijo que espera que el cierre no se extienda de forma indefinida. “El problema de Venezuela y su situación económica no está en la frontera ni en Colombia. Está allá en Venezuela, y desde el punto de vista nuestro, estamos dispuestos a colaborar para que ese problema se pueda solucionar”, agregó.

Por su parte, la cancillería colombiana expresó su malestar por los comentarios de las autoridades venezolanas en los que responsabilizan a Colombia de la crisis económica, e informó que la semana pasada citó al embajador venezolano en Bogotá para entregarle un comunicado en el que se manifestó la inconformidad por las afirmaciones.

A diferencia de otras regiones del país donde también se registraron saqueos de comercios, el estado Bolívar fue uno de los más golpeados. El diputado opositor Américo de Grazia afirmó que entre los pobladores de ese estado el malestar por la eliminación de los billetes fue mayor debido a que la minería ilegal, que es una de las actividades económicas más populares de esa región, hace sus transacciones en efectivo, y había muchas personas que se quedaron sin poder cambiar el papel moneda.

“No hay entidades bancarias que tengan infraestructura instalada para poder recibir esa masa de dinero”, agregó.

Un avión proveniente de Suecia arribó la víspera al país con 13,5 millones de piezas de nuevos billetes de 500 bolívares, pero se desconoce hasta el momento cuándo entrarán en circulación.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *