Matt Dababneh 

SACRAMENTO, California (AP)_ Pamela López, que trabaja en una oficina de cabildeo asegura que, en 2016, el asambleísta demócrata Matt Dababneh la siguió a un baño, se masturbó frente a ella y la instó a tocarlo. Dababneh ha negado firmemente la acusación.

López sacudió el mundo político de California hace siete semanas cuando compartió su relato de un encuentro en Las Vegas, uniéndose a más de 140 mujeres que denunciaron en una carta abierta una cultura “generalizada” de acoso sexual y mala conducta en el Capitolio estatal.

López presentó formalmente una queja ante la Asamblea el lunes y lo nombró en una conferencia de prensa. 

Dababneh negó enfáticamente estos alegatos.

“Afirmativamente niego que este evento haya ocurrido – alguna vez”, indicó en un comunicado. “Me entristecen los esfuerzos de esta cabildera para crear falsedad y hacer declaraciones inflamatorias, aparentemente para su propia promoción y sin importarle la reputación de otros. Ansío limpiar mi nombre. 

Dababneh, que no está casado y con 36 años, es uno de los legisladores más jóvenes de Sacramento, ha tenido un aumento ascenso rápido en la política estatal. El nativo del Valle de San Fernando y graduado de UCLA comenzó a trabajar para el Representante de EE.UU. Brad Sherman (D-Porter Ranch) en 2005, y en 2009 se convirtió en el Jefe de Gabinete del congresista en su oficina de distrito.

‘Pánico’ en Las Vegas

López dijo que el incidente ocurrió el 16 de enero de 2016. Alrededor de 50 funcionarios electos y operativos de campaña de las áreas de Sacramento y Los Ángeles se habían reunido para celebrar la próxima boda de unos amigos.

La fiesta del sábado por la noche era en una habitación en el SkyLofts, un hotel boutique en el MGM Grand Resort en Las Vegas. López dijo que se encontró charlando brevemente con Dababneh, a quien conocía desde meses antes a través de amigos mutuos. Dababneh en ese momento había servido en la Legislatura durante dos años. Su interacción no fue más de tres o cuatro oraciones, dijo López.

Una o dos horas después, López dijo que alguien  “de gran tamaño” la seguía hasta un baño para una sola persona. Dijo que era Dababneh, que mide más de 6 pies de altura. “El peso de ese cuerpo me empujaba al baño. Oí que la puerta se cerraba detrás de mí”, dijo López. “Me giré y cuando me di la vuelta, vi que estaba frente a Matt Dababneh y se había desabrochado los pantalones, se había expuesto y había empezado a masturbarse”.

López  dijo que Dababneh le exigió que le tocara los genitales. Dijo que afirmó firmemente que no lo tocaría y lo repitió varias veces. Dijo que luego le pidió que lo tocara en otro lado, incluso que solo apoyara su brazo sobre él.

Ella dijo que Dababneh luego eyaculó en el baño. “Todo el encuentro duró menos de cinco minutos”, dijo López.

López dijo que Dababneh inmediatamente le expresó su arrepentimiento e incredulidad. Ella dijo que él le dijo: “No puedo creer que haya hecho eso”.

López dijo que, al salir, Dababneh le dijo que no dijera nada. Dijo que le volvió a hacer  la petición y alzó la voz: “No le digas a nadie que esto sucedió”.

Dijo que no le contó a nadie en la fiesta lo que había sucedido, temiendo que alguien encontrara a Dababneh y creara una escena.

Otra acusación

Jessica Yas Barker trabajó como subordinada de Dababneh en la oficina del distrito de Sherman Oaks desde junio de 2009 hasta diciembre de 2010. Se unió a López en la conferencia de prensa del lunes donde expresó que Dababneh hablaba regularmente sobre sus hazañas sexuales y hacía comentarios degradantes sobre las mujeres.

Ella dijo que su comportamiento fue el factor principal en su decisión de dejar su trabajo como representante de campo para el congresista después de 18 meses. Durante el tiempo que estuvo allí, Dababneh hizo frecuentes comentarios inapropiados en el trabajo, incluyendo hablar sobre sus hábitos sexuales y el atuendo de personal femenino.

Barker, ahora de 34 años, dijo que Dababneh la regañó por usar pantalones para trabajar, y asegura que le dijo que vestía “como lesbiana”, afirmando que las mujeres deben usar vestidos.

Barker dijo que no informó formalmente las acciones de Dababneh porque no estaba segura de dónde presentar una queja, haciéndose eco de las críticas en las últimas semanas de que el confuso proceso de informes, desalienta a las víctimas.

La acusación contra el asambleísta se produce cuando las denuncias sobre el acoso sexual han puesto patas arriba al mundo de la política, el entretenimiento, los medios y la tecnología.

En Sacramento, el asambleísta Raul Bocanegra (D-Pacoima) renunció la semana pasada después de las denuncias de varias mujeres de que hizo avances sexuales no deseados a lo largo de su carrera en el gobierno estatal. El senador estatal Tony Mendoza (D-Los Ángeles) perdió sus posiciones de liderazgo y se enfrenta a una investigación legislativa después de múltiples acusaciones de mala conducta hacia el personal femenino.