M. Terry / El Sol

Campeones-- El equipo de voleibol masculino de la secundaria Taft celebra después de ganar el título de la División II de la City Section.

La postemporada del voleibol masculino de  la City Section parecía bastante desolada para los equipos del Valle el pasado sábado 23 de Mayo. Los contendientes de siempre como Granada Hills, Sylmar y Verdugo Hills no llegaron a la final este año. Taft era el único representante local que todavía tenía una oportunidad, aunque al otro lado de la red estaba el dos veces campeón defensor de la División II, Eagle Rock.

“Que bueno, sin presión”, dijo con una sonrisa Arman Mercado, entrenador de los Toreadors, durante el periodo de calentamiento del equipo antes del partido.

Pero esa presión quizá fue el aliciente para los Toreadores (30-15) que dieron lo mejor de sí en la cancha del Roybal Learning Center de Los Ángeles, donde derrotaron a los Eagles en cuatro sets para ganar su sexto título de la Ciudad y el primero en esta división. Los otros cinco títulos fueron en la División I.

Después, Mercado dijo que su equipo no sería el único que celebraría la victoria.

“Tengo alumnos que ahora están en la Universidad que todavía me envían textos, que no ganaron un campeonato de la Ciudad”, dijo Mercado. “Le mostré los textos a nuestros chicos, diciéndoles que este campeonato era para todo el mundo. Y creo que en vez de sentir la presión, pusieron esto sobre sus espaldas para decir ‘vamos a hacerlo por todos. Todos estamos en esto juntos”.

Los Toreadors, que estaban en la casilla dos, parecían verdaderamente formidables en su camino a la final. No perdieron un solo set al derrotar a Grant, South East de South Gate, y Chatsworth en los playoffs. Pero Eagle Rock (31-12), que ocupaba la primera casilla, tuvo casi el mismo desempeño en su camino a la final, donde solo perdió un set al despachar a Panorama, Bravo y Sylmar.

Los Eagles también habían derrotado a Taft durante un torneo que se jugó entre el 1-2 de Abril. Evan Stevens, el bloqueador central de los Toreadors, dijo que su equipo buscaba un poco de venganza, aunque el título era mucho más importante. “Todos queríamos ese campeonato”, dijo.

Mercado y su equipo habían mantenido el enfoque en la preparación de la temporada. “Seguíamos diciendo ‘debemos practicar para las grandes jugadas, tenemos que practicar para las grandes audiencias’, ir perdiendo 0-1, 0-2 o estar 1-0 o 2-0”, dijo. Mercado agregó que los Toreadors también obtuvieron videos del triunfo de los Eagles en la semifinal contra Sylmar el 19 de Mayo. “Quizá nos dio una pequeña ventaja”.

Lo que haya sido, fue Taft quien salió avante, especialmente Harry Wynn. El disparador de afuera tuvo nueve de sus 26 “kills” en el primer juego, rompiendo la defensa de los Eagles como un taladro sobre concreto, y Taft se encamino a un triunfo de 25-16.

“El entrenador dijo que teníamos que salir con energía y sobrellevar la energía del otro equipo. Definitivamente siento que lo hicimos”, dijo Wynn.

Mercado presentía que Wynn estaba listo para un gran juego. “No podía contenerlo en los últimos tres días de práctica”, dijo el entrenador. “Yo le decía ‘Harry, bájale. El partido es el sábado”.

Wynn bajó el ritmo un poco en el segundo set, pero Stevens y Meelad Ayub enviaron fuertes y oportunos “kills” y colaboraron para bloqueos cruciales. Taft lo ganó otra vez 25-17, y la desilusión era visible en las caras de los Eagles.

Se podía escuchar a los Toreadors murmurando ‘uno más, uno más’ antes de que empezara el tercer set. Y parecía inevitable cuando Taft tomó ventaja de 7-2. Pero los Eagles–y su sorprendente “hitter” Justin Rodríguez (que tuvo 22 “kills”), quien a menudo subía más arriba de la red para lanzar dardos — no iban a permitir eso. Eagle Rock eventualmente alcanzó a los Toreadors con 13, y se vieron animados por la desesperación. Los equipos intercambiaron puntos todo el set hasta que Eagle Rock se lo llevó 30-28.

Pero la confianza de Taft no pareció desfallecer. “Eso no nos preocupó en lo absoluto”, dijo Wynn. “Eso es parte del deporte; ganas, pierdes. Yal final si ganaste, eso es todo lo que importa”.

Pero Mercado trató de mantener los ánimos de su equipo en alto. “Le dije a mis chicos y a mis entrenadores asistentes ‘hey, ellos tienen que esforzarse para ganarles un set, mientras ustedes dominaron los otros dos’. Eso nos dio un poco de positivismo”.

Eagle Rock también parecía renovado. Se mantuvo cerca en el mercador al principio del cuarto set, y luego se adelantó 13-11 en base a cuatro saques consecutivos de Elijah Chambers. Mercado pidió un “timeout” para re-enfocar a su equipo.

Mercado repitió las palabras de ánimo a sus chicos y estos respondieron, ganando 11 de los siguientes 12 puntos, una racha que acabó con los Eagles. Los Toreadors luego siguieron hasta conseguir una victoria de 25-20. Un “kill” de Wynn fue el punto final.

Y aunque el desempeño de Wynn fue sorprendente, no fue el único responsable del triunfo. Anderson tuvo seis “kills” y cinco bloqueos. Stevens tuvo seis “kills” y cinco bloqueos. David Daniali, un bloqueador central, contribuyó con ocho “kills”. Y Gersen Llima tuvo 24 “digs”.

Se necesitó de ese tipo de desempeños para poner fin a una sequía de cinco años sin títulos para Taft.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *