Foto de Cortesia

Desde que se anunció que el Censo 2020 incluiría una pregunta sobre la ciudadanía de las personas que lo llenen, los grupos pro inmigrantes y de libertades civiles se han enfrentado a la idea, argumentando que esto creará miedo entre un población ya temerosa y conduciría a una subcuenta de las personas que viven en el país

Sin embargo, la gente todavía puede opinar sobre el asunto.

Esta semana en Sacramento, el Secretario de Estado de California Alex Padilla develó census2020.SOS.ca.gov — un nuevo portal web que proporcionará noticias y recursos para los californianos hasta y durante el Censo 2020. 

Como la primera oferta de recursos, el portal proporcionará un enlace para ayudar a los californianos interesados a presentar oficialmente su comentario público sobre el Censo 2020 a través del Registro Federal. El período de comentarios públicos del Buró del Censo de Estados Unidos termina el martes, 7 de Agosto, 2018 a las 11:59 p.m. EST.

“La importancia del Censo 2020 es increíblemente alta para todos los californianos”, dijo el Secretario de Estado, Alex Padilla. “Durante décadas, los directores del Censo bajo las administraciones democráticas y republicanas acataron la política del Departamento y no incluyeron una pregunta de ciudadanía. La decisión de la administración Trump de incluir una pregunta sobre la ciudadanía en el Censo 2020 ignora completamente la ciencia y la metodología probada. 

“Insto a todos los californianos a que hablen y envíen un comentario que inste a la exclusión de la pregunta de la ciudadanía. La administración Trump ha elegido claramente cuestionar la ciudadanía de cada persona en los Estados Unidos en un esfuerzo por desalentar a comunidades diversas de participar. Un conteo bajo del Censo costaría a California su parte legítima de miles de millones de dólares en fondos federales, así como nuestra debida representación en el Congreso”, señaló Padilla.

La esperanza es que si el Registro Federal recibe suficientes comentarios en contra de la propuesta, el Gobierno se verá obligado a abandonar la idea. 

Demandas

El 26 de Marzo de 2018, el Secretario de Comercio de los Estados Unidos, Wilbur Ross, anunció la adición de la pregunta de ciudadanía diciendo que era necesario en parte para ayudar al Gobierno a hacer cumplir la Ley de Derechos de Voto, una ley de 1965 destinada a proteger la representación política de los grupos minoritarios. El Departamento de Comercio es responsable del Censo. 

Ross alegó que la inclusión de la pregunta vino después de una petición del Departamento de Justicia. El 29 de Marzo, la oficina del Censo presentó formalmente el cuestionario al Congreso con la pregunta de ciudadanía añadida. California inmediatamente demandó para impugnar la adición de la pregunta.

Esta sería la primera vez desde 1950 que el conteo federal incluirá una pregunta de ciudadanía.

El plan ha dado lugar a varias demanda, incluyendo una en California, el estado más poblado de la nación con la concentración más alta de residentes extranjeros, y otro en Nueva York al que se han unido 17 Procuradores Generales demócratas, el Districto de Culombia, seis ciudades y la Conferencia de Alcaldes de los Estados Unidos, que es bipartidista.

La querella predice que la pregunta de la ciudadanía dará lugar a que por lo menos dos Estados pierdan un escaño en el Congreso. Alega que la pregunta fue agregada inconstitucionalmente con la intención discriminatoria de disminuir el poder político y la influencia de Latinos, de Asiático-americanos, de Árabe-americanos y de comunidades inmigrantes de color generalmente.

“Es simple. Para que el Censo cumpla su propósito, necesita contar a cada persona”, dijo el Vicegobernador de California Gavin Newsom después de que Padilla anunciara el lanzamiento del portal. 

“La voluntad de la administración Trump de poner en peligro la integridad del Censo amenaza la representación democrática y millones en inversiones en salud, educación e infraestructura que son vitales para todos los californianos”, dijo el también candidate a gobernador de California.

El Censo decenal es requerido por la Constitución y usado para determinar el número de puestos que cada Estado tiene en la Cámara de Representantes, así como la distribución del dinero federal a las comunidades locales.

Solo en 2017, por ejemplo, California recibió $3,800 millones en fondos federales para carreteras y, en 2016, recibió $2,400 millones para nuestro programa de seguro de salud para niños.

La mayor organización de derechos de los inmigrantes en California, la Coalición por los Derechos Humanos de los Inmigrantes (CHIRLA), se unió a Padilla y Newsom en el llamado para que la gente rechace la pregunta de ciudadanía.

“Creemos en un conteo de Censo justo, completo y preciso, y esta pregunta es contraproducente para cada uno de esos objetivos”, declaró Joseph Villela, Director de Políticas de Chirla.

Por su parte, Angélica Salas, Directora Ejecutiva de CHIRLA, señaló que el “Censo es esencial para nuestra democracia y vital para la vida de las personas, la vivienda, las escuelas, la atención de salud, las inversiones empresariales y los proyectos de infraestructura. Debemos decirle a la administración Trump que añadir una pregunta de ciudadanía socavará un conteo exitoso de todos los que residen en los Estados Unidos”. 

“La adición de la cuestión de la ciudadanía repercutiría negativamente en California desproporcionadamente en comparación con otros Estados, porque casi un cuarto de los inmigrantes indocumentados de la nación residen en California. Además es el estado con la mayor población de no ciudadanos”, agregó Salas.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *