Si todavía se está recuperando de la contienda presidencial del año pasado, prepárese para ir a las urnas una vez más.

Los votantes de los Angeles decidirán si dar al Alcalde Eric Garcetti otro término y también votarán por varios puestos en el Concejo angelino, así como tres cargos en la Junta del Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles (LAUSD). Mientras que los titulares del Distrito 2 y 4 buscan otro término, el Distrito 6 está para cualquiera. Monica Ratliff, que actualmente tiene ese asiento, se postuló para representar al Distrito 7 del Concejo Municipal.

Y es lógico que seis candidatos esperan reemplazarla y representar al Distrito 6 de LAUSD.

La Maestra

Kelly Fitzpatrick-Gonez, que cuenta con el respaldo de la Asociación de Escuela Chárter de California, es la única candidata con experiencia en las aulas.

Ella era profesora en una escuela de Lake View Terrace antes de irse a Washington D.C. a trabajar para la Administración Obama. Ella está de regreso en el Valle de San Fernando – donde creció – y enseña séptimo grado en una escuela del sur de Los Angeles.

“Quiero hacer una diferencia para la comunidad en la que crecí y ser una voz para los estudiantes y las familias olvidadas”, dijo durante uno de los varios debates que los candidatos han tenido en todo el distrito.

Fitzpatrick-Gonez se compromete a asegurarse de que cada niño se gradúe de LAUSD y esté listo para ir a la universidad, a disminuir el gasto en la burocracia de las oficinas del Distrito en el Centro de la ciudad y apoya mover las reuniones de la Junta LAUSD a diferentes sitios, para hacer más fácil para las personas participar en esas sesiones.

“Yo no soy un político. Yo soy una maestra que luchará por los niños y familias”, dice  Fitzpatrick-Gonez.

El Educador de los Derechos Animales

José Sandoval, un educador de los derechos animales, espera poder traducir esas habilidades a la educación K-12 en el LAUSD.

Él dice que si es elegido pedirá una auditoría de las finanzas del Distrito. Especialmente problemático para él son los alimentos que se tiran cuando los estudiantes no los comen.

“No deben estar en la basura. Deberían estar en un refugio (de desamparados) o en la casa de alguien”, dice.

También propone un programa donde cualquier estudiante que se gradúe dentro del Distrito 6 tenga acceso a la Universidad Estatal de California, Northridge (CSUN).

La Ex-Asambleísta

Después de perder en noviembre el cargo del Distrito 39 de la Asamblea que había ganado sorpresivamente en el año 2014, Patty López no perdió tiempo y se apuntó rápidamente para competir por la Junta del LAUSD.

“Como ex-miembro de la Asamblea tengo un historial probado de defender la educación, personas de la tercera edad, resolver problemas de las mujeres, proteger a los niños y el medio ambiente, luchar por las comunidades de inmigrantes y las familias trabajadoras”, señala en su página web.

“Nuestras comunidades merecen representación que sea honesta y no comprometida por máquinas políticas e influencias,” añade López, quien una vez más está realizando una campaña de bajo perfil y apunta a sus 25 años de trabajo voluntario para diversas escuelas de LAUSD.

Sus prioridades, dice, son mejorar los programas para niños con necesidades especiales, programas y educación de personas adultas y regresar a los niveles de calidad y acceso de los últimos años, entre otras cosas.

La Madre De Familia

También compite por el cargo Gwendolyn Posey, una madre de familia. 

“Nuestros hijos merecen algo mejor.  Yo no soy un político. Yo soy una madre que quiere lo mejor para mi hija y para todos los niños”, dice Posey.

Sus prioridades son establecer un ambiente seguro de aprendizaje para todos los niños y asegurarse de que todos los niños que se gradúan de la escuela intermedia sean proficientes en inglés.

Posey dice que ella también reconoce que no todos los estudiantes va a ir a la universidad y es por eso que apoya regresar las clases de oficias a las escuelas secundarias.

También propone que estudiantes universitarios sean voluntarios en la escuela para ayudar a los profesores a trabajar con los niños.

La Organizadora Comunitaria

Imelda Padilla cuenta con el apoyo del Sindicato de Maestros de Los Ángeles (UTLA) y otras uniones. Anteriormente trabajó para la organización Pacoima Beautiful, ahora dirigida por una de sus hermanas.

“Yo soy una persona que hace cosas, no sólo las dice”, señala.

Padilla quiere asegurarse que todos los estudiantes “están listos para graduarse e ir a la universidad”.

También propone ir a las organizaciones comunitarias para que éstas lleven clases de “danza y música” a las escuelas.

A pesar de las críticas en su contra por parte de los defensores de las escuelas chárter, Padilla dice “Yo no soy anti-chárter”. Hay 28 escuelas chárter en el Distrito 6.

“Si tienes un buen plan, por qué no apoyar la expansión de las chárter”, dijo ella en un debate hace poco.

También propone la utilización de “nuestros educadores jubilados para capacitar a nuestros docentes”.

El Mago de las Finanzas

Otro padre de familia es Araz Parseghian, cuya principal prioridad es “asegurarse de que nuestro dinero esté bien invertido” por el LAUSD.

Con una maestría y después de haber trabajado durante 17 años en el campo de las finanzas, Parseghian dice que es la mejor opción para el puesto y para acabar con el “despilfarro” en el Distrito, que tiene un presupuesto de $7 billones y un déficit de $1.46 billones.

“Necesitamos asegurarnos de que el dinero vaya al lugar adecuado”, enfatiza.

También aboga para que los padres participen más activamente en la toma de decisiones y se  compromete a escuchar y trabajar con todos por la mejor solución a los problemas.

“Es muy importante para mí que tomemos decisiones como comunidad. Un miembro de la Junta no puede hacer todo por sí solo”, dice Parseghian.