Tres Años Después, un Hombre Condenado por la Puñalada Muerte del Guardia de Seguridad en Sylmar

Tomó tres años, pero la sentencia finalmente se emitió el martes 28 de julio contra Santiago Madrigal, de 27 años, por la muerte por apuñalamiento de Joe López, un guardia de seguridad en el supermercado Food 4 Less en Sylmar. Madrigal fue condenado a 32 años de prisión perpetua.

López tenía 28 años, solo un año mayor que su agresor hoy.

Madrigal, fue declarado culpable el 31 de enero de matar a López el 6 de agosto de 2017, cuando López en sus deberes como guardia de seguridad intentó detenerlo por robar en una tienda. López sospechaba que Madrigal robaba cerveza de Food 4 Less, ubicada en Glenoaks Boulevard, cerca de la calle Hubbard, en el centro comercial Sylmar Towne.

Además del cargo de asesinato en primer grado, Madrigal fue condenado por robo en segundo grado.

López, un residente de Pacoima fue declarado muerto en un hospital del área.

“Fue un asalto vicioso (por parte de un) ladrón oportunista que se volvió homicida”, dijo el detective de la policía de Los Ángeles, Efrén Gutiérrez.  “El pobre tipo (López) solo está haciendo su trabajo y termina asesinado por lo que parecen ser esencialmente unas pocas latas de cerveza ”. 

Madrigal dejó un rastro de sangre mientras huía a lo que la policía dijo que era su hogar cercano, aunque los miembros de la comunidad creían que era un “transitorio”. Fue arrestado ese mismo día y ha estado detenido sin derecho a fianza desde el momento de su arresto. 

Si bien la gerencia de la tienda dijo que no podían comentar, la muerte del guardia de seguridad, el incidente fatal provocó conversaciones en la comunidad sobre cuál debería ser el papel de los guardias de seguridad, si su presencia debería ser solo un elemento de disuasión visual en lugar de involucrarse y tomar acción para detener a sospechosos.

Los residentes organizaron una manifestación frente al supermercado después de que López fue asesinado expresando lo que llamaron un sentimiento creciente de inseguridad en Sylmar y un aumento en el número de personas sin hogar. Pidieron un aumento en la protección policial, mejores servicios públicos y organizaron una reunión del ayuntamiento en la iglesia de St. Didacus. 

En respuesta a la puñalada y residente de mucho tiempo, Emily Carranza le dijo a San Fernando Valley Sun / El Sol que anteriormente sentía que Sylmar era el tipo de comunidad que era un “lugar tranquilo y seguro para vivir”, pero dijo, “los tiempos han cambiado.” 

“La gente ha cambiado y no puedes salir como antes”. 

La tienda Food 4 Less ha seguido teniendo la presencia de un guardia de seguridad en la ubicación de Sylmar.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *