M. Terry / El Sol

El controversial proyecto para construir apartamentos para personas de bajos ingresos dentro del San Fernando Mall tomó otro paso hacia adelante luego que el Concejo aprobó una resolución permitiendo a los constructores buscar fondos parciales a través de la emisión de bonos por parte de la California Statewide Communities Development Authority (CSCDA).

El voto del Concilio de 3-2 a favor durante su reunión del Lunes 20 de Octubre permite a Aszkenazy Development Inc. buscar bonos para vivienda multifamiliar por parte de CSCDA que no excedan $12 millones. El proyecto tiene un costo actual estimado de $20 millones.

Los concejales Jesse Avila, Antonio Lopez y Robert Gonzalez votaron a favor de la resolución. La alcaldesa Sylvia Ballin y el concejal Joel Fajardo se opusieron.

La decisión concluyó una sonora y en momentos acalorada audiencia pública, que empezó el 15 de Septiembre en una reunión del concilio y terminó el Lunes para que un representante de CSCDA tuviera la oportunidad de hacer una presentación sobre los bonos y darle a la gente la oportunidad de comentar sobre el proyecto.

El salón de sesiones del Concejo se vio inundado de personas, algunas de ellas portando carteles diciendo “No” al proyecto y al tema de los bonos.

Los oponentes argumentan que dicho proyecto crearía congestión peatonal y vehicular en el área, aumentaría los problemas de seguridad pública y que no se han buscado nuevos negocios para reemplazar el edificio de la tienda de departamentos JC Penney que albergará los apartamentos.

“Los conozco a todos ustedes (en el Concilio) y los respeto. Pero creo que es un serio error en planeación y juicio”, dijo Irene Tovar. “No pueden traer tanta gente a una ciudad de dos millas cuadradas sin aumentar los costos a la ciudad. Esa es una lección básica”.

Los que apoyan el proyecto dicen que ayudará a atraer una población más joven y que animará a negocios en la ciudad y traerá nueva vida al Mall del centro de la ciudad.

“Vivo en la Ciudad y tengo un negocio en el centro de San Fernando”, dijo Vanessa Ceballos. “Apoyo completamente el proyecto, creo que es una gran idea. Creo que cualquiera que pueda venir al Mall, que bueno. Para la gente joven como yo…realmente no hay mucho que hacer aquí. Si podemos traer a gente a la Ciudad con dinero, podremos atraer a tiendas más grandes”.

Aszkenazy Development (que es propietario y publica el San Fernando Valley Sun/El Sol) ha propuesto un proyecto  de cuatro pisos para uso residencial y comercial–ahora conocido como Penney’s Apartments–donde antes estaba la tienda JC Penney. Tres de los pisos albergarán 101 unidades de apartamentos de una recámara, designados para vivienda de bajos ingresos o asequible. El primer piso sería utilizado para tiendas. Además se planea construir 108 espacios de estacionamiento–la mayoría de ellos bajo el edificio.

Caitlin Lanctot, representante de CSCDA, le dijo al Cabildo y la audiencia que si el proyecto cumple con los criterios estatales y de préstamo, la agencia emitiría los bonos sin ningún costo para San Fernando. Agregó que la Ciudad no sería responsable por pagarlo si los bonos no pueden ser pagados.

“Absolutamente no hay una responsabilidad financiera para la Ciudad’, dijo Lanctot. “Los bonos serán repagados con ingresos del proyecto. Y al final, si algo pasa, son los constructores del proyecto los responsables de pagar esos fondos”.

Agregó que el dinero para los bonos vendrían de Citibank, el prestamista propuesto para el proyecto. “y es un préstamos, así que Aszkenazy estará pagando eso”.

Pero la idea de que tener un edificio de vivienda de bajos ingresos en el Downtown Mall es una mala opción fue una constante para muchos de los presentes en la reunión del Lunes, así como la sospecha por la venta de los bonos.

“Estoy aquí para pedirles que no aprueben la emisión de bonos para ingresos multifamiliares”, dijo Mary Mendoza, quien representa a la organización Residentes para un Mejor San Fernando. “Hoy ustedes pueden tomar una decisión que cambiará la dinámica de nuestra ciudad para siempre. Dado eso, quiero recordarles su responsabilidad política

“Todos los que voten serán responsables por la decisión tomada en el emisión de los bonos…solo porque puedan hacer algo no significa que deban hacerlo, especialmente cuando su comunidad les está pidiendo fuertemente que hagan ciertos cambios”.

“No sé si ustedes recuerdan cuán mal se veía San Fernando, hace unos años. Si vamos por este camino”, dijo el residente Eric Tovar. “¿Y ahora quieren traer más vivienda asequible? ‘Asequible’ es una palabra bonita para ‘bajos ingresos’ y ‘bajos ingresos’ es una bonita palabra para decir ‘pobre’….Nos hemos alejando tanto de lo que solíamos ser. Parece que estamos tomando dos pasos hacia atrás”.

Otro residente, Tony Ruiz, dijo “He vivido aquí toda mi vida y he visto las altas y bajas por las que ha pasado nuestra ciudad. Nuestros residentes perdieron confianza en el Cabildo anterior y no queremos perder nuestra confianza en ustedes. Hemos puesto nuestra confianza en ustedes para cuidar de nuestra ciudad y no parece que lo estén haciendo.

“No ha habido trasparencia desde el principio. Los residentes fueron engañados sobre cómo se iba a dar este proyecto. No queremos apartamentos en nuestro Mall, queremos tiendas, regresen el Mall a lo que solía ser. Si empiezan a poner residentes en nuestro Mall lo destruirán”.

Eric Mayte fue uno de los que apoyó públicamente el proyecto, indicando que la renta promedio en los apartamentos sería de $900 al mes. “¿Quién gana ese dinero? Graduados recientes de universidad. Una madre soltera. Quizá alguien que trabaja en un restaurante. Pero la gente joven tiene ambición, una visión. Yo quiero a esa gente en mi ciudad.

“Voy a otras ciudades y veo a gente joven viviendo en el centro, en lugares modernos. Quiero eso en San Fernando”.

Donna Prince se describió a sí misma como una “persona de bajos ingresos. Me siento agradecida de poder ser una residente de San Fernando debido a la vivienda asequible. Mi única alternativa sería estar en la calle, yo y mi hijo discapacitado. No tengo mucho dinero para gastar después de pagar la renta, pero sí tengo dinero suficiente para ir a negocios locales aquí. Intento hacerlo porque quiero regresar algo a esta comunidad.

“Espero que ustedes tengan la valentía de hacer lo correcto y votar ‘sí’ en estos bonos”.

Con el voto a favor, Aszkenazy Development ahora puede someter una aplicación al comité de apropiación de créditos tributarios de CSCDA para bonos. Lanctot dijo que el próximo periódo es en Enero. “Les toma entre 90-100 días para cerrar”, indicó. “Hay mucho por hacer; el estado todavía tiene que aprobar la revisión [del proyecto]. El prestamista tiene que aprobarlo; hay otras partes que tienen que aprobarlo. Esta noche se dio un gran paso”.

Luego del voto, Mendoza expresó decepción con la decisión del concilio.

“Estoy muy triste. Nací y crecí en la comunidad…Creo que no escucharon a los residentes, la comunidad. No estoy de acuerdo con los comentarios que se hicieron, y cuán ciertos eran. Este es un día triste para los residentes. Esto cambia la dinámica de nuestra ciudad.

“Nos reagruparemos y vemos cuál el próximo paso”.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *